lunes, 15 de junio de 2015

Europa aprueba la eutanasia pasiva


europa aprueba eutan
El Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) sentencia que ésta no viola la dignidad humana ni el derecho a la vida.
La Gran Sala del TEDH en Estrasburgo ha priorizado la supuesta voluntad del paciente ante cualquier otra consideración. El trasfondo de la sentencia ha sido el caso del tetrapléjico francés Vincent Lambert, quien sufrió un accidente de tráfico en 2008 y desde entonces se encuentra en coma con daño cerebral severo. Los jueces europeos han autorizado ahora la suspensión de su alimentación artificial. De acuerdo con el derecho francés, tanto los médicos que tratan al paciente como otros facultativos adicionales son los que determinan si ésta debe ser discontinuada. En el caso de Lambert, todos ellos se pronunciaron en favor de la suspensión. En 2014, el Tribunal Supremo de lo contencioso-administrativo francés confirmó la validez del poder de decisión médico, basándose igualmente en la supuesta voluntad del paciente. Esta jurisprudencia dividió no sólo al país sino también a la familia de Lambert. Su esposa y la mayoría de sus hermanos estaban a favor de la supresión de la alimentación artificial, mientras que sus padres y 2 hermanos se opusieron, llevando el caso al TEDH, donde el voto a favor de 12 de los 17 jueces ha confirmado la decisión judicial previa.
La eutanasia pasiva mediante la desconexión de dispositivos de soporte vital sería permisible en tanto y en cuanto se dé en un marco legal definido, según la sentencia. En el centro del proceso de decisión debe estar siempre el paciente y su voluntad, real o supuesta, ya que se trata, no sólo del derecho a la vida del paciente, sino también de su derecho de autodeterminación, argumenta el TDEH. En el caso de Lambert habrían sido examinados todos los aspectos relevantes y escuchadas todas las opiniones, en cumplimiento de la normativa existente en Francia. La esposa y un hermano describieron manifestaciones concretas de Lambert, según las cuales no querría vivir en su estado actual. Médicos del Hospital Universitario de Reims, donde el paciente se encuentra ingresado, informan que, a pesar de que éste sólo presenta signos residuales de consciencia, en repetidas ocasiones ha dado señales de resistencia a la continuación de la atención médica.
Aunque la decisión del TEDH es definitiva y no se puede recurrir, los padres de Lambert han manifestado su intención de ir de nuevo a los tribunales en Francia.